Un ejemplo de Mujer Sabia => Emma Morosini

Abr 9, 2015

Un ejemplo de Mujer Sabia => Emma Morosini

Que nos deja señales claras en el vínculo con uno mismo, con otros y con nuestro Origen: DIOS
Fuente: http://sanpablo.com.ar/rol/nota.php?id=4852
SEÑALES EN EL CAMINO
Por MARÍA GUADALUPE BUTTERA 
Op. en Psicología Social. Counselor
Emma Morosini, una anciana de noventa y un años, viajó desde Italia hasta la
Argentina para peregrinar más de mil doscientos kilómetros de Tucumán a Luján,
con el fin de visitar la Virgen y pedirle por los jóvenes y la paz; es un
modelo de mujer sabia, sencilla, amorosa, humilde, que tanto necesitamos para
aprender.
Una mujer que sabe hacia adonde va, que asume su propia “carga”, que también
sabe “soltarla” cuando es preciso; que se cuida a sí misma, que se
relaciona con otros con alegría y firmeza; que, esencialmente, se siente
acompañada, guiada y conducida por Algo Más Grande.
Emma nos deja señales en el camino…
-Pasos
firmes, cortitos, hacia adelante, con fe
-Con claridad en el objetivo que sigue;
-con flexibilidad para cambiar de rumbo en medio del camino, cuando resulta más
efectivo;
-de a poco, meta tras meta;
-respetando las necesidades de descanso, meditación, oración;
-relacionándose con otros, con humildad, esperanza, firmeza;
-disfrutando de la naturaleza;
-con coraje;
-haciéndose cargo ella misma de su propia carga;
-llevándola detrás con alegría;
-sabiéndose conducida, guiada y acompañada por Algo Más Grande…
Cuando le
faltaban pocos kilómetros para llegar a destino, Emma sufrió una caída y
decidió que, cuando estuviera recuperada, iba a regresar al mismo lugar donde
había sufrido la caída para retomar su viaje sin el “carro a
cuestas”.
En el recorrido hacia tu meta, puedes tropezar; ten calma y fe; date tiempo para
recuperarte, y luego continúa el camino… libre ya de cargas…
Emma dice: “Si no hay amor y fe en el corazón del ser humano, la vida es muy triste”.

Emma cumplió su meta y llegó a la Basílica de Luján el día 19 de marzo 2015. 
¡Muchas gracias, Emma Morosini! por
recordarnos que la verdadera fuerza de la vida hay que buscarla en la fuente
original, Dios. Ojalá podamos comprender tu mensaje de amor.

ByMaría Guadalupe Buttera

Nací en SANTA FE, ARGENTINA el 17-04-1966. Me desempeño como Escritora y Comunicadora para la Paz Interior. Op. en Psicología Social. Counselor.

Suscribite
Notificarme de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Scroll Up
0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x